Mi héroe… ¿imperfecto?

0

Tal como el título lo indica, los héroes (o protagonistas) de sus historias deben ser imperfectos.

Pero… ¿por qué? ¿Los héroes no deberían ser personajes que sirven de ejemplo para el lector? ¿No se supone que mi protagonista debe ser el mejor de todos y por eso mismo tendrá un final feliz?

Pues… sí y no. Hay autores, como Víctor Hugo, que vuelve a sus héroes miserables, los llena de defectos, e incluso hace que los buenos terminen olvidados o repudiados. Y, si recuerdan a los superhéroes más populares de los cómics, como el Hombre Araña o Supermán, podrán ver que los protagonistas suelen pasar por etapas difíciles antes de llegar a ser lo que ahora conocemos. Eso, a fin de cuentas, depende más del autor. Lo que de verdad es importante y debe tener todo protagonista (con sus excepciones, como los antihéroes) es la capacidad de hacer que el lector se identifique con él. Y, como no somos seres perfectos, nuestros héroes deben tener defectos.

Eso sí: no tenemos que crear a un monstruo ni hacerlo excesivamente complejo. Al igual que estaría mal crear un personaje demasiado bueno para ser verdad, también lo es crear a uno con demasiados defectos.

Así que, ¿qué hacer para tener a un héroe perfectamente imperfecto? Sencillo: agregar una o varias imperfecciones de los siguientes grupos:

 

1- Defecto
Con esto me refiero a algo físico o interno. Muchos sabemos quién es el villano cuando vemos a un hombre con parche o un garfio por mano, pero veamos algo menos popular: todos los personajes de Víctor Hugo, como ya dije, tienen grandes defectos que a la larga ayudan a la trama. La fealdad, cojera y sordera de Quasimodo lo vuelve vulnerable al mundo exterior, lo que hace que Claude Frollo (su defecto siendo el amor ciego a su hermano menor) decida adoptarlo. Esmeralda, demasiado inocente y joven, no puede ver la fatalidad que se le acerca a manos de Febo, que tiene el defecto de ser mujeriego.

Personajes de la novela “Nuestra Señora de París”

2- Carencia
La falta de algo en nuestras vidas provoca empatía. La pérdida o carencia de algo importante, desde un trabajo hasta un ser querido, nos hace querer que la persona desafortunada consiga la felicidad de alguna forma. Pueden comprobarlo con los huérfanos de Charles Dickens, las mujeres sin voz de Jane Austen y los protagonistas que encabezan todavía la lista de los libros populares de fantasía, como Harry Potter.

Harry Potter y el espejo de Oesed

3- Cicatriz
Esto no se refiere a una cicatriz física, sino a una emocional: su personaje puede tener un arrepentimiento, un deseo sin cumplir o un rencor tan grande, que no le permite avanzar o provoca un problema a lo largo de la novela. Historias sobre la venganza como “Cumbres Borrascosas” tienen protagonistas que no dejan ir al pasado y se dedican años o su vida entera a tomar represalias. Heathcliff, herido en su orgullo por su amada y la familia de esta, dedica toda su vida a hacer miserables a cada uno de sus miembros y, como hay más de un protagonista, el lector nota cómo el resto no puede avanzar y llega un momento en que desea ayudarlos para que tengan un final feliz.

Heathcliff sobre la tumba de su amada

Hago hincapié en que sus protagonistas no tienen que tener estas tres características para ser buenos personajes, pero alguna de ellas, ya sea un pequeño defecto, una carencia o una cicatriz, puede darle el balance que necesita para convertirse en alguien completo, muy humano… y perfectamente imperfecto.

 

Share.

About Author

Yolanda Chapa

Yolanda Chapa nace en Monterrey el 8 de junio de 1993. Es Licenciada en Letras Hispánicas. Ha ganado premios con sus cuentos y publicado tres libros: “Lani, la princesa gitana”, “Lani y el encuentro con La Muerte” y “Generaciones demoniacas”.

  • Diario Cultura.mx

    Diario Cultura.mx es una revista que aborda temas relacionados al arte, la historia y la cultura, desde una perspectiva profesional y multimedia.

  • Financiarte

    Diario Cultura.mx se creó con el apoyo de Financiarte, es sus ediciones 2011 y 2013.

  • Diario Cultura

Diario Cultura.mx. Derechos Reservados. 2015. Todos los artículos son responsabilidad de sus autores. Aunque Diario Cultura.mx promueve la cultura y las artes, esto no significa que esté totalmente de acuerdo con las opiniones y comentarios que sus autores realizan.
Más en Artes, Literatura
Repulsión, la obra maestra de Roman Polansky

Cuando una obra, ya sea construida de un modo grotesco o sutil, provoca en el espectador algo, ha cumplido su...

Cerrar